martes, 19 de agosto de 2014

Atrapada en tu ventana..

Estoy en un bar de Manuel Montt.."Soho", frente a nosotras un edificio antiguo y me vuelo un segundo... "Meme...cachay que tras cada ventana hay una vida, un mundo.." Ella tan volada como yo me contesta..."frecuentemente me planteo lo mismo"
Seguimos resolviendo el mundo mientras llega la segunda ronda de micheladas, de pronto se asoma de una de esas ventanas una figura, un hombre...

Lo llamaré Jose Manuel, aunque optó por ser conocido como Manuel, tiene 37 años, él no nos ve, yo observo su figura larga y menuda, con una camisa celeste y pantalón azul marino, se reclina sobre la baranda de su terraza y enciende un cigarrillo, se ve sólo, pareciera estar soñando o recordando tiempos mejores...

 Es Miércoles Manuel apaga sin discutir su despertador programado a las 6:00 am, baja suavemente y resignado de su cama.. se prepara un café negro sin azúcar ni leche. Sólo se sienta ahí a tomarlo en medio de su cocina, silencio absoluto, no hay mascotas, no hay plantas, sólo es Manuel...
Se viste con la camisa celeste y pantalón azul que decidió vestir meticulosamente de Lunes a Viernes para su trabajo.. Manuel es contador.

Sale puntual, como siempre, a las 7.15 am, camina un par de cuadras y se sube a la masacre del metro en horario punta. No muestra disgusto, su cara no dice nada, él sólo va a su trabajo y esta es la única forma de lograrlo...Manuel no tiene ni puede tener auto.

Ya en su oficina se instala en su espacio, un rinconcito cercado por paneles blancos, una pequeña ventana le permite descansar la vista a ratos... números y números lo acompañan durante su jornada de 9 horas, el no tiene el computador de moda con pantalla HD, Manuel es el contador, cualquier pc disponible era suficiente para su cargo. 

Manuel se permite volar a través de su ventana fracciones de segundo, pero los fragmentos suficientes para recordar.... "Quiero hacer películas" le dijo a su padre cuando salió del colegio...¡peliculas!!!!! hasta ahí llegó la conversación.

Pasan las horas, papeles, facturas, firmas, cheques etc... pasan entre sus dedos los minutos, los años desperdiciados, pero no hay tiempo para ponerse "frágil" diría su padre... a trabajar, a trabajar.

Termina el día... Manuel vuelve a tomar el metro, esta vez se da permiso para recordar cuando era Jose Manuel, más conocido como Jose, el futuro cineasta del colegio y pre Universitario..

 Recuerda a Mariana esa mujer un poco loca que le encantaba en la U. Nunca le habló, pero la imaginó loca, artista, dispersa, candente e intensa... la invitaría a compartir una botella de vino, pero en 6 años sólo compartió un encendedor, $200 pesos para un café y un par de muecas..pero Mariana fue su amor de universidad, solía sentarse junto a ella en la cafetería para escucharla, verla reír sin vergüenza, siempre con ropas divertidas, Mariana estudiaba psicología. Un día simplemente desapareció...al parecer cambió de opinión sobre su vida.

Manuel llega al fin a casa, calienta su porción de fideos chinos, rápido y barato..el trámite de comer, se reclina sobre su baranda y se fuma su cigarrillo. El día a terminado, se apronta a el necesario descanso para el Jueves de camisa celeste y pantalón azul.
-riiiiinggggg, timbre, Manuel paralizado, no suele recibir visitas, mira por el ojo de la puerta y reconoce a su hermano...

Gabriel viene llegando de su largo viaje por Sudamérica, de eso ya van 2 años, se abre una botella de vino y la conversación va tomando ribetes melancólicos. Gabriel quiere entender, sin juzgar, que fue de los sueños de Manuel (Jose para su hermano) No hay salida, no queda más que repetir el discurso aprendido por su padre... "Las películas no me darían frutos ni estabilidad hermano" Se escucha el discurso y los corazones se aprietan.. avanza la noche, el visitante se retira.

Manuel se mete a la cama, pero no logra dormir, recuerda sus genialidades audiovisuales, recuerda cuando sólo era "el Jose" recuerda a Mariana y sale a su balcón por otro cigarrillo..  es tarde medita... ya no fuí cineasta ni ella mi mujer.

Despartador otro día más.. abajo cama, café solitario, camisa celeste y pantalón azul, anuda su corbata y se consuela.. "Es mejor así, sin sorpresas, sin imprevistos ni problemas"

El metro hoy huele diferente, parece más amable, quizás porque se apronta el fin de semana.. un azul cálido conquista sus ojos, es Isabel, la compañera de empresa con la que jamás habla, se ve linda de azul.... piensa, podría invitarla a almorzar, quizás ser amigos, jajjajja la imagino corriendo escapando de las olas de mar, sería buena compañera de vinos..sería...

Se abren las puertas y todos bajan en la estación, un desperfecto de el metro los detiene a una estación de la empresa, Isabel se nota inquieta, sólo son dos cuadras, pero llegaría tarde si camina.

En un acto de locura Manuel se acerca, la saluda y la invita a caminar juntos, nadie se enojará con nosotros por 5 minutos...

Ya van 5 meses, ninguno de los dos volvió jamás a esa oficina, el departamento pulcro de Manuel ahora es de dos, misma ventana, distinto lugar, distintos hábitos, nuevos sueños y muchos, pero muchos actos de locura..

Supongo que un color, en este caso un azul cálido, o un olor, o una ventana pueden llevarte al más dulce delirio.. soltarlo todo e ir por tu aventura... MANUEL MURIÓ PARA DARLE VIDA AL JOSE.     

2 comentarios:

  1. Hola, te he nominado al premio Liebster Award!

    http://soyfurtiva.wordpress.com/2014/11/12/nominada-al-liebster-award/

    Saludos ;)

    ResponderEliminar
  2. Que entrete como escribes,me encanto. Me gustara seguirte legends!!!! Cariños eres SECA ;-)

    ResponderEliminar